martes, 16 de octubre de 2007

CALIENTAMIENTO GLOBAL. Estado febril

Hoy tenemos un título doble, que en realidad podría ser uno sólo. Quizás por ser una hora muy temprana, cuando me he sentado delante de la pantalla de mi ordenador, por el estado de catarro otoñal, por la concesión de cierto premio Nobel o por las noticias que escucho en la radio, lo cierto es que no me decidía a la hora de colocar el título de la entrada, por eso es doble.

La Luna sigue su crecimiento para llegar pronto a su máximo tamaño de Luna llena. Si el tiempo no lo impide lo comentaremos en su momento.

Sigue la campaña de recogida de la cosecha de las plantas que cultivamos y de las que nos regala la naturaleza. Los membrillos van cogiendo el color apropiado y que luego unas manos Sabias lo convertirán en carne de membrillo. Daremos la receta, si nos la ceden.


Mientras almacenamos los productos en la despensa la Mantis religiosa, la de color pardo busca en las paredes algún insecto despistado.

El fruto del durillo, Viburnum tinus, va madurando y mas adelante nos servirá para sembrar, y conseguir plantas nuevas, algunas nos servirán para hacer Bonsais.


La seta de cardo nos sigue deleitando con su presencia,hasta en pequeños racimos , a pesar que no nos favorecen las lluvias.

1 comentario:

Anónimo dijo...

bonitas fotos, pero el membrillo asusta. bss EVA