lunes, 15 de septiembre de 2008

SECANDO LAS JUDÍAS I



Llegada la época, los hortelanos siguen con la tradición.


Pasados las primeras escarchas que nos deja la luna lllena, se recogen las plantas de alubia pinta y se seca al sol.


Periódicamente se van removiendo y el sol va abriendo las vainas. Los bieldos son una herramienta necesaria.


De esta manera se inician los trabajos para conseguir esa exquisita legumbre.


Esta es una tradición que no debe perderse. Es artesanal .


Unas imagenes y un vídeo nos lo muestran.


No hay comentarios: